Cerrar este anuncio
Publicidad
21
jun

Curar la hipertensión arterial con novedosa técnica quirúrgica


Escrito por Keren Torres Bravo
junio 21, 2012

La palabra "nervación" viene de nervios y el prefijo "de" significa quitar o eliminar, de manera que la denervación renal es la eliminación de los nervios simpáticos ubicados en las arterias renales, capaces de controlar la tensión arterial, como explicó el cardiólogo clínico e intervencionista Carlos León.

Este procedimiento quirúrgico, mínimamente invasivo, es oportuno para pacientes con hipertensión arterial severa y resistente a los medicamentos, es decir, que a pesar de tomar hasta 10 pastillas por día para controlar la enfermedad, los valores siguen alterados.

"Un procedimiento similar se realizaba en la década de los años treinta, cuando a los pacientes que iban a ser transplantados de riñón se les cortaba los ganglios simpáticos de los plexos renales nerviosos. El paciente salía de la cirugía hipotenso, de hecho se desmayaba y luego debía controlar la tensión baja", rememoró León.

Con el desarrollo de los medicamentos este procedimiento cruento, porque se abría al paciente, dejó de realizarse.

Ahora bien, los estudios científicos han ratificado que el problema de los pacientes hipertensos está asociado con la estimulación del sistema nervioso simpático ubicado en el riñón que producen sustancias que producen la hipertensión, por ello, al controlar la enervación se logra regular los valores.

Van 20.000 pacientes

Carlos León explicó que en el mundo 20.000 pacientes han sido tratados a través de la denervación renal, y entre 5 a 10% de la totalidad no ha respondido al procedimiento, es decir, tienen resistencia al mismo, sin embargo, al hablar de las complicaciones indicó que son mínimas, al ser un procedimiento casi inocuo, donde sólo 3 pacientes (de 20.000) han tenido problemas no inherentes a la denervación renal.

En Venezuela se ha realizado la denervación a 60 pacientes, de los cuales 20 han sido en Barquisimeto, y todos hasta ahora han tenido resultados exitosos.

Indicó que la disminución de la tensión es progresiva y sostenida, después de la tercera semana del procedimiento quirúrgico, cuando el paciente pasa de tomar cinco o más medicamentos a sólo uno.

"Lo que hacemos, es introducir un catéter por la vena femoral, el cual tiene una punta que mueve el especialista a través de un botón y al llegar a la arteria presiona un pedal para que se produzca un sonido durante un minuto y medio que destruye (quema) el nervio simpático, sin dañar ni eliminar la arteria", explicó el especialista en trastornos cardiológicos.

Los estudios histológicos demostraron que los nervios viajan por dentro de la arteria, por lo cual sólo debe destruirse la enervación presente en el endotelio.

Esta técnica se inició en Venezuela en el mes de enero del presente año, y en principio fueron entrenados tres grupos: Caracas, Maracaibo y Barquisimeto.

"La lista para pacientes que requieren denervación renal es amplia, pero deben venir a la consulta para determinar si es hipertenso severo", declaró León.

Agregó que el paciente debe tener la función renal conservada, es la única contraindicación actual, aunque señaló que en la actualidad se realizan estudios para determinar si puede realizarse el procedimiento para quienes tengan alteraciones en el riñón.

Recalcó que sólo se destruye el nervio simpático de la arteria renal, porque quedan en otras partes del cuerpo, los cuales contribuyen a modular los valores de la tensión y así evitar episodios de hipotensión.

"Los estudios Simplicity van a cumplir tres años, y se ha observado que varios pacientes no sólo han mejorado la hipertensión, sino que la resistencia a la insulina y diabetes la disminuye o elimina, como parte de un beneficio adicional", precisó el cardiólogo clínico.

La segunda contraindicación es de origen orgánico, cuando la persona tiene un grosor menor de 3,5 milímetros en la arteria, lo cual se conoce al hacerle una arteriografía previa al procedimiento.

"Creo que en un futuro se podrá realizar a pacientes con hipertensión moderada", dijo.

Indicó que en los hospitales de Lara hasta ahora no se puede realizar la técnica porque ninguno cuenta con un equipo de hemodinamia, necesario para realizar la denervación renal.

¿Por qué controlar?

La hipertensión arterial (HA) también es conocida como el asesino silencioso, porque no produce síntomas en quienes la padecen, de manera que muchas personas tienen accidentes cerebrovasculares (ACV) o infartos por crisis hipertensivas, debido a no tener control de los valores.

"Un 50% de los pacientes que sufren un ACV isquémico son causados por la HA, asimismo, este trastorno es la primera enfermedad que genera mayor número de tratamientos farmacológicos de por vida. Sumado a ello, un tercio de los hipertensos no lo saben, por lo tanto, no están controlados", alertó Carlos León.

Fotos: Simón Alberto Orellana

Las noticias más vistas de hoy

31
oct

La violencia en Venezuela ha trascendido los espacios educativos. En los últimos días varios sucesos ocurridos en diferentes recintos de formación han dejado dos estudiantes fallecidos y una mujer herida

31
oct

El alcalde del municipio Pedro Gual del estado Miranda, Nicandro Quiaro, murió en un accidente de tránsito ocurrido en horas de la mañana de este viernes

31
oct

El presidente de los Estados Unidos Barack Obama y su esposa Mitchelle Obama esta noche de Halloween recibirán en la Casa Blanca a niños de la zona para el tradicional 'trick-or-treat' (dulce o truco).

31
oct

Buhoneros merideños consideran que se debe garantizar la producción nacional y el abastecimiento para evitar reventa de productos

31
oct

El presidente Nicolás Maduro entrega 4 mil apartamentos en el conjunto de apartamentos Aves de Yucatán al norte de Barquisimeto.

31
oct

Con ropa de diseño a prueba de balas, vehículos blindados y guardaespaldas para toda la familia, algunos venezolanos se protegen, a un alto costo, de la delincuencia que azota al país sudamericano, el segundo más violento de América Latina.

© 1998 - 2014 C.A. EL IMPULSO | J-00012371-3

Barquisimeto - Venezuela - Todos los derechos reservados