Cerrar este anuncio
Publicidad
09
ene

Condenan a Estado venezolano por desacato


Escrito por MAMG
enero 09, 2013

El Centro por la Justicia y el Derecho Internacional (Cejil), el Comité de Familiares de las Víctimas del Caracazo (Cofavic) y la Comisión de Derechos Humanos de Justicia y Paz del estado Aragua, condenaron el asesinato de otros dos integrantes de la familia Barrios, con lo cual suman ya 9 los exterminados, presuntamente, por funcionarios policiales.

Estos hechos se producen cuando todos los miembros de ese grupo familiar se encuentran protegidos por una sentencia de la Corte Interamericana de Derechos Humanos, lo cual representa una evidencia de la falta de voluntad o ineficiencia del Estado venezolano en el cumplimiento de la orden de protección, denunciaron las organizaciones de derechos humanos.

Se trata de Jorge Antonio Barrios y Víctor Tomás Navarro Barrios, el primero de ellos hijo mayor de Benito Antonio Barrios, el primero de los ajusticiados por funcionarios policiales del estado de Aragua, en 1998.

"El 15 de diciembre de 2012, Jorge Antonio Barrios fue asesinado a disparos en el sector El Huete de la ciudad de Cagua, estado de Aragua. Según los informes, recibió impactos de bala en la espalda mientras cruzaba la calle en motocicleta y en compañía de uno de sus primos. Los agresores se dieron a la fuga y la víctima falleció a causa del ataque”, indicaron las organizaciones de derechos humanos a través de un comunicado fechado este lunes.

14 años antes la víctima presenció cuando su padre fue golpeado por los funcionarios y sacado con vida de su residencia, por lo cual era testigo clave para identificar a los agresores.

Así mismo, en circunstancias similares, el 9 de junio pasado falleció en el mismo sector el menor Víctor Tomás Navarro Barrios, cuando sujetos desconocidos le dispararon causándole la muerte mientras regresaba de una visita a un familiar. Cabe destacar, la lista que explica el trágico destino de esta familia es larga. Entre 1998 y 2011 fueron asesinados siete miembros y sus muertes permanecen en total impunidad, recordaron las ONG's.

Benito Antonio (1998), Narciso (2003) y Rigoberto Barrios (2005), de tan sólo 16 años de edad, fueron privados de su vida por agentes de la policía del estado de Aragua. En los siguientes años, Luis Alberto (2004), Oscar (2009), Wilmer (2010) y Juan José Barrios (2011), también fueron asesinados en circunstancias similares.

En vista de la recurrencia de los hechos de sangre que enlutan a esta familia, las organizaciones de derechos humanos expresaron un enérgico rechazo y crítica al gobierno nacional.

"Resulta lamentable que hechos como estos se repitan, más aún cuando el Tribunal Interamericano estableció claramente las medidas.

Asimismo, instaron al Estado venezolano a ofrecer la debida protección a los miembros de la familia Barrios que aún permanecen en grave riesgo.

Foto: Archivo

Las noticias más vistas de hoy

30
oct

Cerca de cumplir un año desde que decidió iniciar su carrera en solitario, el zuliano Ronald Borjas ya celebra su primera nominación al Grammy Latino, y otros logros que han llegado a su vida, quizás más rápido de lo esperado

30
oct

Obituarios 30/10/2014

30
oct

Por cuarta vez en el año el Centro de Diagnóstico Integral (CDI) Manuel Sánchez, fue robado. En esta ocasión fueron los médicos cubanos, enfermeras y pacientes las víctimas, a quienes despojaron de sus pertenencias, además le robaron los pasaportes a los doctores y a una enfermera la golpearon

30
oct

Cualquier paciente que llega a la Emergencia del Hospital Central Antonio María Pineda (Hcamp) debe correr con suerte: primero de encontrar una camilla para ser atendido y con la esperanza de que no esté sucia, sin colchoneta, y que no llegue una persona herida por proyectil, porque de seguro esta última será atendida de inmediato

30
oct

A partir del viernes 1º de noviembre, todos los productos que se comercialicen en Venezuela deberán tener impresos sus precios de venta justos, troquelados en su envase o embalaje, en la parte frontal izquierda, de manera visible

30
oct

Como cada día, Antonio José Pérez Ure, de 20 años de edad, se vistió para ir a trabajar, se despidió de su padre y le pidió la bendición. A un cuarto para las ocho de la mañana, salió de su residencia ubicada en la calle 2 de El Garabatal, al oeste de la ciudad

© 1998 - 2014 C.A. EL IMPULSO | J-00012371-3

Barquisimeto - Venezuela - Todos los derechos reservados